En el marco de los 44 años del golpe de Estado uruguayo, que se cumplen hoy, el fotógrafo argentino Gustavo Germano inaugura la muestra fotográfica “Ausencias Uruguay”, que recuerda a las víctimas de desaparición forzosa durante la dictadura en el país suramericano. La idea del fotógrafo es denunciar el “espacio vacío” que dejó cada una de las víctimas en su entorno, por lo que se muestran fotografías de la persona junto a otros y se la recrea en el sitio original. Victoria Prieto, hija del desaparecido Ruben Prieto, fue una de las personas que participó del proyecto y dijo a Efe que con esta recreación se busca mostrar “el efecto del terrorismo de Estado” “(Con la muestra) se va un poquito más a la fibra íntima de la familia al poder ver el resultado de esa ausencia hoy”, señaló Prieto. El contacto con Prieto llegó a través de la organización “Familiares” que reúne a todos los parientes de detenidos desaparecidos en la dictadura y allí empezó el proceso “de preproducción”, en el que se seleccionaron las fotos para recrear y enfatizar la ausencia del presente. Según contó Prieto, su foto es la única que tiene con su madre y su padre y fue tomada en Buenos Aires, donde ellos vivían en aquel momento. “La ausencia es de mi padre, Ruben Prieto, que lo desaparecieron en 1976 cuando yo tenía un año de edad”, narró. Sobre su padre, manifestó que “tenía un espíritu superluchador” y que se caracterizaba por ser “una persona muy solidaria” que militó desde muy pequeño en diferentes organizaciones sindicales. En tanto, Marta González, una de las productoras y coordinadoras de la muestra, dijo a Efe que la idea surgió al observar las muestras de Germano en Argentina y Brasil, que le parecían “impresionantes” por presentar una temática “muy sobrecogedora”. “Nos parecía que estaba buenísimo que eso saliera en Uruguay, hablamos con Gustavo (Germano) y él ya lo tenía en mente, era un proyecto que tenía pensado hacer porque es uno de los países del Plan Cóndor”, manifestó González al referirse al sistema de coordinación de la represión a los opositores de las dictaduras del Cono Sur en las décadas de 1970 y 1980. En la muestra de Uruguay se tomaron 16 casos con situaciones que van desde una foto familiar con muchas personas a las que luego una o dos ya no están, hasta una foto de una pareja en pleno altar siendo casados por un cura, del que solo vuelve a aparecer en la imagen el sacerdote. El proyecto “sabemos lo que moviliza, nos parece que sobre todo es necesario y no es aleatorio elegir el 27 de junio (en esa fecha de 1973 fue el golpe de Estado en Uruguay). La idea es que esto movilice, que seamos conscientes de lo que pasó, del terrorismo de Estado, de todo el trabajo que hay que hacer en colectivo, que la lucha continúa y que la memoria y la Justicia van de la mano”, concluyó. Germano comenzó con esta iniciativa en 2006, cuando realizó el primer proyectos de desaparecidos y asesinados por la dictadura militar en Argentina. A partir de allí, continuó con el resto de naciones que participaron en el Plan Cóndor y en 2012 inauguró el proyecto “Ausencias Brasil”, sobre las víctimas de la dictadura en ese país.